martes, 27 de marzo de 2012

True Blood

Mientras te vas cortando, aprendes, la vida gotea lentamente, saliendo

a través de tus poros, tus venas, y el único pensamiento que de súbito

pasa por tu cabeza, es conservar el último aliento, lo suficiente para

respirar y saber que has aprehendido la esencia, que tu vida, la alegría

el dolor, el sufrimiento, la añoranza, las sonrisas...

no han sido en vano.

No hay comentarios: